martes, 2 de diciembre de 2014

Pa qué sirvin tantas lenguas?

Una amiga me preguntó estus días atrás que pa qué sirvin tantas lenguas. No sé si essa pregunta tien sentíu pa un ombri de letras. Es comu preguntá-li a un biólogu que pa qué sirvin tantas especiis o pa un comercianti que pa qué tien tantu géniru. Si el fin delas lenguas es trasmitil i comunical, qué cenzillu sedría pa nusotrus tous palral lo mesmu! Sopongu que essu piensan los que enventarun el conceutu de "economía del lenguagi" o "lengua de coltura". Sin embargu, el pensaeru delo aparenti mos destina más que orentar. Lo interessanti es abrigual la causa, el porqué ai tantas lenguas i, si m'apurais un pocu, el porqué s'está perdiendu essa variedá. Naidi es escapás de dal una contiesta atiná a ellu en tan poquinas liñas, peru si entendemus que las lenguas son parti i carrucha mesma duna coltura, de ná que se retraiga, las lenguas se ván a piqui. No comprendemus bien los puebrus que pierdin la lengua, dispués de desparecel-si ellus o dispués de suponé-la por otra. Quandu encontramus en un caquinu de vasija o una piera de granu o una lancha de piçarra ringurrangus que no semus escapás de leel, la ravia mos hundi lo que la golienda ahinchona. Cuesta sabel de Lacimurga porque ya no tien lengua, namás que pieras llenas de fusca i murus hozaus pola presa. No ai certeza en que Lobón dimani de Dipo, porque tamién perdió la lengua. Quandu los paisanus estremeñus perdamus la lengua por no sé quánta ves i volvamus a espulgal entre las reliquias pa entendel-mus, nunca sabremus quién semus. Peru ena ruea delos añus, dispués d'arramplal con una lengua, siempri saldrá la potronera que se desaparta del troncón precurandu tamién vivil. La verea dela lengua no lleva a parti nenguna: namás palramus por ella ena necessiá de descrevil lo que sentimus duranti andamus. 

Pa qué sirvin tantas lenguas? ( El Periódico Extremadura - 30/11/2014 )

No hay comentarios:

Publicar un comentario